Chris Martin, un discreto casanova

En apenas tres años desde su divorcio de Gwyneth Paltrow el líder de Coldplay ha conquistado a una larga lista de bellas famosas. La última, la actriz Dakota Johnson.

Hace poco más de un año Chris Martin rompía finalmente su silencio sobre el divorcio de Gwyneth Paltrow. Dos años después de romper su relación con la oscarizada actriz el líder de Coldplay aseguraba en una entrevista que había estado un largo tiempo muy deprimido por la separación, pero que por fin se sentía “capaz de volver a empezar”. Y lo ha hecho. Desde hace unos días parece confirmado su noviazgo con Dakota Johnson, la hija de Melanie Griffith y protagonista de la saga 50 Sombras. Aunque en realidad, el artista, de 40 años, se puso en marcha mucho antes y cuando concedió esa exclusiva ya se le habían atribuido varias relaciones con otras famosas.

Aunque el cantante inglés no se ajusta al perfil de Christian Grey, el personaje que conquista a su actual pareja en la pantalla, comparte con él la condición de seductor. Su imagen es la de un hombre tímido, su voz es dulce y las letras de muchas de sus canciones están llenas de romanticismo. Unas cualidades compatibles con una vida social en la que Chris Martin disfruta de fiestas con multitud de amigos famosos o de una vida amorosa prolífica junto a algunas de las celebridades solteras más jóvenes y bellas.

La primera fue Jennifer Lawrence. Chris Martin se fijaba en otra actriz joven, rubia y ganadora de un Oscar, como lo era su exesposa. Su divorcio se anunció en marzo de 2014 y en junio de ese mismo año salió a la luz la relación con Lawrence. Martin tenía 37 años y ella, 23. Su historia fue de idas y venidas durante un año, hasta que la actriz fue vista en una fiesta en Nueva York con su ex mientras el cantante disfrutaba del festival Glastonbury, en Reino Unido, junto a Stella McCartney.Antes de Jennifer Lawrence hubo algunos rumores de un supuesto romance con la modelo, empresaria y ahora diseñadora Alexa Chung que no llegaron a confirmarse. Como los que le emparejaron con la cantante Kylie Minogue nada más cortar con Lawrence. Martin habría salido unas cuantas veces con la diva del pop hasta que en agosto de ese agitado verano conoció a Annabelle Wallis, de 30 años. La actriz de películas como X-Men o series como Los Tudor fue inmediatamente comparada con Gwyneth Paltrow, por su físico y por su estilo y comportamiento en las redes sociales. Y, sobre todo, porque con ella parecía que el cantante iba en serio.

Tanto que su relación ha durado más de dos años, en los que no han faltado las discusiones. Desde su entorno se decía que la intérprete había conseguido “devolver la sonrisa a Chris”, y quizás por eso decidieron darse una segunda oportunidad tras romper a principios del pasado verano. Dos meses separados en los que al cantante se le relacionó con varias celebridades, entre ellas Katy Perry después de que se les viera juntos de nuevo en el festival de Glastonbury. Otras informaciones apuntaban a que tuvo un romance con la cantante Dua Lipa, 19 años más joven que él. La vuelta con Wallis no funcionó, y llegó Dakota Johnson. Se les vio cenando juntos en Los Ángeles hace un mes, y tras la aparición de la actriz en un concierto de Coldplay hace unos días en Buenos Aires (Argentina) parece confirmada la relación.

El tiempo dirá si ella es la sustituta definitiva de Gwyneth Paltrow, la eterna ex de Martin y que, pese a las múltiples novias de este, siempre está presente en su vida. Pasan vacaciones juntos y comparten muchos eventos con sus dos hijos en común. Una relación cordial que sin embargo estuvo salpicada de rumores de infidelidades mientras estaban casados. Al cantante se le relacionó en 2009 con la modelo y actriz Kate Bosworth (El Regreso de Superman). Sin olvidar que Gwyneth Paltrow, quien recientemente se ha comprometido con el guionista y productor Brad Falchuk, no fue la primera estrella en su corazón. Antes de ella, Chris Martin salió en el año 2000 con la cantante australiana Natalie Imbruglia.

Fuente: EL PAÍS