Babymetal: Las Idols que se tomaron el Metal

 
Por Kevo Hidalgo
 
En el metal nada está dicho; cuando crees que ya lo has visto y escuchado todo, propuestas como Babymetal desafían todo lo que pensabas sobre el género. Quédate y conoce más sobre esta propuesta que se disputa espacios con las bandas más importantes de la música pesada.
 

 
Vamos desde el principio, Babymetal es una banda de Idols japonesas. Para quienes no estén familiarizados con el término, las Idols son el equivalente japonés a las boy bands de occidente, pero con la particularidad de que su alineación está conformada únicamente por mujeres. Dicho esto, llama la atención saber que un proyecto de estas características haya llegado a formar parte del line up de festivales como Download Festival, Rock Am Ring, Knotfest, Aftershock e incluso, ser las teloneras de Judas Priest en su gira “Fire Power”.
 

 
Su álbum más reciente titulado “Metal Galaxy” contó con la colaboración de músicos del calibre de Alissa White-Gluz (Arch Enemy) y Tak Matsumoto (Polyphia), convirtiéndose en la primera banda asiática en llegar a la cima de la lista Billboard: Top Rock.
 
Se ha vuelto habitual hablar de la espectacularidad y el nivel técnico de las presentaciones en vivo de bandas como Rammstein ó Iron Maiden, que sin duda dejan la vara muy alta en lo que a shows de metal concierne. Sin embargo, la puesta en escena de Babymetal no deja de ser una experiencia impactante e intensa en todos los niveles; visuales de ensueño, iluminación increíble, vestuarios que parecen salidos de una serie de animación japonesa y como si eso no fuera suficiente, la incorporación de coreografías que rompen con los protocolos propios del concierto de metal que todos conocemos.
 

 
Pero esta banda no más que un show visualmente prolijo, su sonido también destaca por la particular mezcla de elementos propios del pop japonés y el speed power metal. Sí, tal como lo escucharon; Babymetal se atreve a explorar matices más allá de los que pueden ofrecer los riffs y otros recursos del género, en sus temas podemos encontrar sintetizadores, ensambles de cuerdas, líneas rítmicas con influencias latinas –su tema “Pa Pa Ya” es un ejemplo de ello- y un amplio abanico de elementos que enriquecen cada canción.
 
Pero como siempre pasa con las propuestas que se atreven a articular diálogos distintos con el público, a Babymetal no le faltan detractores. El segmento más conservador del metal –sí, hay metaleros conservadores- se ha esforzado en deslegitimar la propuesta musical y artística de la banda japonesa, principalmente por su naturaleza Idol; tachándolas de “producto prefabricado”, como ya pasó en los ochentas con las bandas Glam.
 

 
Seas metalero o no, Babymetal no piensa parar, y sus doce años de trayectoria dan fe de que su proceso como banda se ha vuelto sostenible más allá del mercado de las Idols. El metal es un género con mucho que ofrecer pero también con muchos retos que enfrentar. Como en la vida, todo aquello que perdura en el tiempo lo ha hecho porque ha sabido desafiar el status quo y responder a lo que considera honesto; y si hay algo que esta propuesta destila es autenticidad y coraje para hacerle frente a una escena que puede ser hostil con las propuestas que se atreven a cosas nuevas.

Temas recomendados:
• “Karate”
• “Megitsune”
• “Catch Me If You Can”
• “Ijime Dame Zettai”
• “Distorsion Ft. Alissa White-Gluz”